La Ciudad de Dios

San Agustín decía que: “Es tarea del ser humano (responsabilidad humana, diría yo), el vivir la doble ciudadanía*, por la cual el hombre puede ser miembro de la Ciudad de Dios, sin dejar de ordenar su vida temporal, dentro del marco de la sociedad civil y de acuerdo con sus normas”.

Este pequeño extracto pertenece a la obra de san Agustín “La Ciudad de Dios”.
Nadie ha expuesto (hasta ahora) ni que esté hablando de una Hermandad Blanca, o de Shamballa o de la Ciudad de los Sabios… Nadie. San Agustín, como otros tantos, entre ellos Platón y otros filósofos milenarios griegos, y entre ellos también Jeshua, y entre ellos también Buda, y entre ellos también Mahoma…y entre ellos tantos y tantos Maestros… incluso con su Nueva Atlantis lo exponía Francis Bacon o Tomas Moro con su Utopía.
… Y así, entre ellos, entre tantos y tantos cientos, quizás miles, de quienes tan siquiera han relucido su “nombre” terreno… han existido y existen Humanos con una conciencia Pre-Clara de que un Nuevo Mundo, una Nueva Jerusalén, una nueva Salem, una Ciudad de la Luz, o una Tierra Nueva ha de sustituir este viejo, caduco y nefasto “mundo”, para construir los pilares de una nueva Humanidad…
Una nueva Humanidad no basada en lo nefasto ni en la destrucción, y con una nueva conciencia y consciencia de lo que es VIVIR CON Y EN PLENITUD LA VIDA QUE NOS HA SIDO REGALADA.

San Agustín fue uno…. pero han habido y hay y habemos muchos (y así lo creo) que no sólo anhelamos YA poner en marcha toda esta inmensa tarea que es entrar en la Senda de la auténtica Armonía, y por tanto Paz interior y por tanto intensa felicidad no amarrada ni a las cosas ni a los seres que nos rodean, siendo, por tanto y en tanto, del todo inversa a lo que hasta ahora se nos propone y se nos amaga y con lo cual se nos esclaviza, atemoriza y enferma y, cuando no, llega al total HORROR DE LO INHUMANO Y A LO QUE SUPERA LOS LÍMITES DE TODA “INTELIGENCIA” O SENTIDO DE LA VIDA MISMA.

Debemos, como responsabilidad nuestra, ir seriamente pensando, creando y poniendo en marcha lo que ha de sobrevenir para los que nos tomarán el relevo.

La IRRESPONSABILIDAD, la ENFERMEDAD ENQUISTADA DEL PODER Y LA AMBICIÓN, están llevando a todas las especies y a la Naturaleza al borde de la extinción. Nosotros, CADA UN@ de nosotr@s somos RESPONSABLES de ello. Con un gesto mínimo que hagas que ayude y mantenga a los poderes: es más que suficiente = p.ej. nuestro CUERPO FÍSICO no necesita beber cocacola o tomar productos de marca, la mayoría de ellos (marcas o no) nefastos para nuestra salud y nuestro cerebro. La manipulación, cada vez más extendida, A TRAVÉS DE TODO TIPO DE DROGAS (legales, no legales y medicamentos) están tomando el relevo a los lavados de cerebro y catequismos legislativos de los grandes poderes. Esas sustancias hacen tan bien su trabajo que dentro de muy poco quizás no quepa la gente en los sanatorios mentales ni en los hospitales…. Pero bueno, como creemos que los médicos y los hospitales son la panacea de la salvación para no morir… nos dejamos arrastrar por esos primeros engranajes que anulan indirectamente –creando así también grandes sectores de beneficios dinerarios— nuestra alma, y nuestra capacidad para llegar a ser, como mínimo: un mínimo de seres humanos con dignidad.


(*) San Agustín distinguía dos formas de vida “ciudadana”, la basada en los “principios de Dios” o los hombres buenos; y la vida laxa y totalmente dada a las NO-privaciones y deseos de todo lo material (seres y objetos).

 

2 Respuestas a “La Ciudad de Dios

  1. Hola Amiga. Como siempre poniendo voz a los “sin voz”. Jaja Asi te presenté en mi particular Blog hace tiempo.
    Me he devorado tus últimos post y no sabía por cual decidirme para hablar contigo/ con nos. Todos con su carga de profundidad, todos dando en la diana del corazón. Ainnnnnnsssss AmiHermana como eres¡
    Este último me ha resonado porque justu justu andaba yo por otras nubes con la cuestión. Si, la cuestión. Y me explico.
    Siempre me ha parecido un echar balones fuera cuando uno decide vivir solo una vertiente de esta vida.
    Si vas por la iluminación (hoy tan de moda la palabreja) prima el pensar solo en ti para crecer hacia la Nada.
    El mundo que te rodea no existe – dicen –
    es pura ilusión, una maya que los dioses malévolos levantaron en torno a nuestros gloriosos cuerpos de luz para mostrar una imagen decrepita, asquerosa de carne y hueso que se pudrirá ¿? Ergo ignóralo, recházalo.

    Si vas por el a vivir que son dos días, ya te pueden hablar de lo divino que te sonará a milonga.
    Bien, pues no comparto ninguna de las dos posiciones extremas porque en el medio está siempre el equilibrio. Y se puede conjugar muy bien aquello de ” dad al Cesar (….) y a Dios. Y en ningún momento admitiré que esa posición es “que no se puede servir a Dios y al diablo al mismo tiempo”.
    Dices muy bien en el parrafito con el que has arrancado el post, tomando al de Hipona
    “”””””“Es tarea del ser humano (responsabilidad humana, diría yo), el vivir la doble ciudadanía*, por la cual el hombre puede ser miembro de la Ciudad de Dios, sin dejar de ordenar su vida temporal, dentro del marco de la sociedad civil y de acuerdo con sus normas”.

    Bordado Amiga mía. Lo has clavado.

    • Bueno, granAmigaBerta, si vemos con detenimiento: ahora estos de la New Age nos están vendiendo la BerenjenaDeOro, o sea que no hay nada nuevo que cultivar en los huertos, salvo los transgénicos.

      Nos están vendiendo gallinas con huevos de oro: TODO ESTO YA ESTÀ MÁS QUE “INVENTADO” y dado a conocer (antes con poca difusión, claro, debido a la escasez de medios… ahora con muchos medios, lo que venden es el atontamiento).

      Me ALEGRA tenerte en CASA DE NUEVO, Hermana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s