La Banco-impunidad europea

Es cierto que hace unos años entramos en la Comunidad Europea. Es cierto que a partir de aquel momento pusieron en marcha unos mecanismos donde los países no sólo íbamos a dejar de ser tercermundistas: unos por toreros, otros por bomberos (de bombas guerreras), otros porque ya iban a dejar el narZisismo tras ellos; otros porque iban a dejar de ser la burla de los yogures de los viejos que viven bajo pañoleta negra sobre las rocas como las guasonas gaviotas; otros, en fin, iban a ser más de lo más de la fraternité e igualité; otros porque iban a formar parte de la historia como la camorra del continente; otros porque pintaba lamar de bonito eso de ser parte de algo…

Bueno, ese sueño se con-fundió. Así, lo que pretendió ser el bastión de una Unión frente a las intentonas de beligerancia, llamadas guerras vulgarmente, y así ser más común y fraternalmente avanzados como sociedad Europea, pasó casi al olvido para formar parte de otra cosa. Como ya sabemos, en los tiempos de satanás oscuro, éste todo lo gira del revés para con-fundirlo.

Ese sueño de ser el Estamos-Unidos-Europa…. Se ABANDONÓ al pisar todos el FARDO del EURO.

Así fue, como tachín-tachán, nos involucraron en una gran EMPRESA: EL GRAN BANCO EUROPEO, llamado Comunidad Europea… luego, sin tapujos: EL BANCO CENTRAL EUROPEO ¡Toma ya!!!

Desde aquellos primeros instantes, que recuerdo con claridad meridiana en mis recuerdos, me decía constantemente: ¡Esto no va a ser bueno, ya verás… ya verás!!! Y Claro, que lo vimos, y fue al cabo de unos años, no muchos, por cierto. Además, lo recuerdo con luminosa claridad, porque esos pensamientos me abatieron (triste conjunción o sincronicidad) frente a las grandes cristaleras de una inmobiliaria. Ya por entonces buscaba cómo apañármelas para cambiar de casa… pero eso de ser de condición femenina y carecer de robustos avales, me lo ponía, francamente difícil. Bueno… no tanto, porque gracias a esa burbuja, ya a punto de estallar, conseguí hilar unos hilillos que casi me permitieron mudarme, pero a alto precio, claro, claro, la burbuja lo hinchaba todo, todo, todo lo sacaba de contexto sin tener en cuenta que dentro de muy nada de tiempo el GRAN PLAFFF!!! Iba a caer sobre nuestros intestinos y nos iba a hacer devolver aquello que no íbamos a poder PAGAR o devolver, como se lo quiera llamar.

Todo hinchado como una morcilla, tan hinchado y negro como una morcilla… hasta que reventó.

¿Quién tuvo la culpa? ¿La avaricia de unos cuantos o los que pusieron en marcha ese nefasto motor?

Los inicios de los euros no fueron nada fáciles, nada, sobre todo para los más mayores, que, despistados, contaban los euros como si fueran pesetas… pero ¡Claro! no era lo mismo pagar 200 pesetas que 1,20 euros ¡Claro, así dicho, eso sonaba/suena a MUCHO MENOS!!!

Y todo el mundo hizo unos cajones de espanto, cuando no de cojones, con eso del reajuste de los famélicos céntimos de euro… redondeando, redondeando los precios subían, los salarios ondeaban en el precipicio de lo incierto, hasta que vino la máquina excavadora y todo a tomar por los vientos.

Sí, ya por aquel entonces la bandera de la Avaricia ondeaba por doquier. Así, vista la buena acogida de la nueva monedilla, pusieron a hacerse sus cuentas entre ellos y se dijeron: “Bueno, ahora que hemos creado eso de la moneda única, lógico es que tengamos un gran bancazo central donde todos podamos coordinarnos para ladronear a nuestras anchas, hundir a países enteros,…”

Sí, señores, porque el propósito no fue el de que los PAÍSES CRECIESEN HONESTAMENTE desde sus fundamentos: ¡NO! Sino que con la loncha de tocino al cabo de la vara con la que se supone que tras ella van todos los famélicos, siguieron, no sólo los más famélicos, sino los codiciosos, los avariciosos, los innombrables, porque, de verdad y en verdad, que no tienen nombre todos ellos.

Los otros, o sea, el común de los mortales de a pie, sintiéndose como avalados en eso de una bandera común y en un naciopatriotismocontinental, se sentían como muy espoleados en eso de una democracia y sociedad de bienestar que, sí, realmente se la creyeron.

Todo el mundo iba a ser bienestante, ya no iban a haber más soplamocos por las calles, y para más connotación, estuvo muy claro que eso de los INDIGENTES, iban a ser barridos de las calles, no sólo literal sino prácticamente.

Pero sucedió… sucedió que todo sucedió a la inversa y que el gran monstruo comunal de la bancaria europa anda tras sus víctimas: ¡pobre del que no pague, me valga un bledo quien lo haya hecho mal!!!

Sí, cierto. Estuvo todo hecho en concordancia con la AVARICIA y la compra de países enteros… porque como prueba: eso de que los bancos se quedaron y quedan con casi todas las viviendas en uso… ¿Para qué les sirve un país en bancarrota si no lo van a comprar ni los rusos ni los de las euas? Bueno… casi casi estuvieron a un tris de que esto pasase en grandes hectáreas urbanizadas a manos de los buenos ¿comunistas? rusos… pero éstos no sé por qué no ha terminado de cuajar en el sueño patriótico… Ahora estamos en plena vía expansiva hacia las asias de más allá: más allá del todo a cien, creen que esto se va a prolongar en el todo va a ser nuestro (de ellos) como les dejemos mojar pan en las grandes barbaridades inútiles y millonarias que se han construido sobre el suelo hispánico… ¿total para qué, para ser más europeos? ¿para ser más inn, más snob, más “europeos” de toma y daca de fachada para afuera?

Con la entrada en ese enorme mercado común, fueron ellos quienes dictaron lo que se podía o no hacer, tanto a nivel de ganadería como de agricultura: ¡Vaya, pagaban y creo que todavía pagan POR NO CULTIVAR!!! Son las llamadas “subvenciones” de toma y daca a la que están afiliadas miles de familias de toda España.

Si nos vamos más allá, lo mismo sucede con las “artes” de la pesca en altamar; lo mismo con la minería; lo mismo con la fabricación de según qué cosas… y exportación… porque para eso, para eso están ellos que regulan LO QUE SÍ Y LO QUE NO.

Claro, con tanta subvención de toma y daca no se dieron cuenta que el lobo o lobby iba disfrazado con la capa de caperucita encarnada o ¿azulada?

¿Os acordáis de que los primeros grandes partidos iban todos de COLOR AZUL? ¡Ah! Era el lenguaje SUBLIMINAL.

El lenguaje subliminal del color azul de la hucha con las moneditas doradas dentro.

Esto, se ha convertido ahora en el campo de batalla donde esos señores ANUNCIAN QUE VAN A DAR LA ESPALDA A QUIENES NO PAGUEN. ¡Claro, faltaría más! Al fin y al cabo ellos no controlaban la avaricia ni las bolsas rotas…

Las bolsas rotas de las que estaban provistos grandes lemas nacionales de ¡qué grandes somos ahora, macho, ahora somos europeos, qué avance!

No importa todavía que en este país se sigan practicando las “corridas” ¿corridas? de toros o mejor dicho, la matanza en vivo y en directo de unos animales a los que antes se les pica en el pasillo para que salgan como eso: como animales fieros; no importa que en este país se siga practicando eso del “embolao” o sea la práctica de clavar una antorcha en uno de esos mismos animales; no importa que en este país se sigan tirando cabras vivas desde una torre; no importa que en ciertos pueblos valencianos de practique eso del lanzamiento de la rata muerta, bueno no sé si viva o muerta porque no lo he presenciado, pero parece ser que a algunos hasta les molestó que en ciertos sitios se prohibiera dado que era algo “cultural” y del “pueblo”.

Cierto, íbamos a dejar de ser eso del CATETO CON BOINA o del tonto del pueblo. Cierto, muy cierto, íbamos a ser grandes europeos, grandes como sello en el panorama de la comuna europea. Sí, cierto, pero es que el precio ha sido muy alto.

¿Y por qué hemos llegado a esto? ¡Ah, la reciente “historia” de los ERES que eran una supuesta subvención para que los catetos estuviesen ilustrados, matriculados y con diplomas en ciertas funciones!!

¡Claro, es que ellos también regulan el “mercado” laboral! Y, y.. dependiendo de lo que el gran capital exija, pues necesitamos rodaje para tal o para cual.

Tampoco nos engañemos, la fuga de capitales, o sea de los más bestias comenzaron hace muchos años atrás: se fugaron grandes industrias hacia Asia y hacia la India, donde no hay tantas disidencias sociales porque el HAMBRE puede más que el pan.

Bueno, hasta aquí hemos llegado: ENVUELTOS EN LA PARANOIA de que el gran capital necesita exterminarnos porque ya no hay (no ya chorizo) sino tan siquiera pan que llevarnos a la boca.

Hasta eso está regularizado también: los Bancos de los Alimentos ya estaban preparados para hacer su irrupción para este tipo de emergencias. En fin, todo un EXPERIMENTO, sí señor, todo un experimento… del cual todavía no sabemos si, como ratones, vamos a encontrar la salida del laberinto.

¿Qué es todo esto? Bueno, bajo mi prisma, todo esto es una INMENSA VERGÜENZA HUMANA, por no llamarlo por lo que es: LA DES-VERGÜENZA DE LOS GRANDES CAPITALES Y SUS MANEJOS.

Si de verdad querían que los países miembros accediesen al Crecimiento y a un organigrama equitativo o igualitario o Armónico, hubiese habido, por decirlo en algún término, algo llamado “control”, que más que control debiese de haber sido Supervisión para que todo caminase en unión para el Bien Común, tal como el apelativo propone: unión-europea o comunidad-europea, y esto en aras de que si un PAÍS está especialmente capacitado para ciertas “producciones” no hay que sancionarlo, tal y como han venido haciendo hasta ahora. El Bien Común, cuando Crece, tiende a REPARTIRSE, a Expandirse y a llegar hacia otros más “pobres” por llamarlo de alguna manera (lo mejor sería nombrarles como menos capacitados para obtener esos bienes materiales o de subsistencia). Ese debiese de haber sido el DENOMINADOR COMÚN de esa llamada “unión”-europea.

No olvidemos que eso que significa frente “común” frente a los brotes de guerra, cuyo ideal era incipiente en sus principios, hubiese tenido que desembocar en AYUDAR a los países emergentes. PORQUE SÓLO AYUDANDO a que los demás sean independientes es como se crea la auténtica Riqueza.

Expandirnos en forma NO-lucrativa hacia los demás. Eso debiese de haber sido su lema, y en qué ha quedado pues en eso tan fanfarrón y con tanta desfachatez hacia el ser humano como: “paga o te reventamos”. Vaya si eso no es una mafia, que venga cualquier extraterrestre y dé su opinión.

Su política sigue siendo la misma: “Paga lo que debes, paga lo que debes. Sube impuestos, baja pensiones, echa a la gente de sus casas, no des alimento a los desgraciados de los pobres, no permitas que cualquier flautaperro se suba a los pupitres de nuestros mercados”.

¿Esto es auténtica “democracia”? ¿O es eso que se llama des-FACHA-tez imbuida en la capa de la caperucita roja?

Ahora viene la batalla a la cual están dispuestos a nombrar como guerra contra eso de los llamados “populismos”. ¡Vaya! En esas estamos. Bueno, crearán ejércitos de ciborgs, y con las moscas volantes llevadas geoespacialmente, nos controlarán allá donde anduviésemos, porque y para colmo, ya existen lugares donde somos más que REQUETE-fotografiados, hasta incluso pasan por las noches con las cámaras ultrasensibles… ¡Vaya, todo un lujo de auténtica evolución europea y mundoarbitraria!

¿Por qué se disfrazan tanto esos vampiros, por no llamarlos ENFERMOS y carentes de toda empatía humana?

Bueno, a su favor una lanza: todavía no hemos arrojado de nuestros adeénes eso que se llama VIOLENCIA, IRA, ODIO. ¡NO! es la tortilla de los huevos más comunes que se viene haciendo y que huele hoy en día. Mal que nos sepa reconocerlo: andamos tan aislados, nos odiamos tanto, nos sentimos bajo los tirantes de la ira tan a menudo… tan a menudo… QUE DIOS QUIERA QUE PRONTO NO ESTALLE LA FAMOSA ÚLTIMA “GUERRITA”.

¿Nos queda la ESPERANZA? Vamos trabajando, pero, bueno es de reconocer que, QUÉ DURO ES el Despertar entre todos Nosotros.

Van brillando pequeñas luces, pequeños grupos, vamos viendo que florecen flores en las macetas más baldías… pero, pero quizás no sean suficientes. Y no son suficientes, porque ellos: el gran capital oprime su puñetero mercado, lo oprime hasta ahogarlo, sabe que si suelta las riendas, su “mundo”, el suyo, habrá quedado EXTERMINADO.

Pero bueno, que no tengan miedo, porque quieran o no, porque queramos o no: hay algo por encima de nosotros que será el Último Bastión de Mando del auténtico PODER el que dicte y mande hacia arriba o hacia parte alguna.

El peligro es tan real que no deseo ni nombrarlo, pero lo que sí sé es que hay que Proseguir sin miedo alguno, porque SI LO ESTAMOS HACIENDO BIEN: no os quepa la menor duda: No nos van a faltar las AYUDAS DEL COSMOS o como quieras llamarlo: de la Madre Naturaleza o de Dios Creador mismo.

Así Sea,

Una respuesta a “La Banco-impunidad europea

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s