Ho’oponopono

 

 

¿Qué es Ho’ponopono?

Ho’oponopono es un método antiguo de sanación y autoayuda Hawaiano, que nos enseña a limpiar bloqueos mentales, emociones de ansiedad, tristezas… aquello que nos causa un desequilibrio en nuestras vidas.

Esta técnica la ha dado a conocer el Dr. Hew Len, después de saberse que había sanado un pabellón de pacientes mentales y personas que habían cometido asesinatos en un hospital de Hawai.

El recibió a su vez la técnica de la kahuna (sanadora) Morrnah, después de que ella sanase a su hija de una dolencia que arrastraba desde hacía años.

Ho’oponopono significa “hacer lo correcto” o “corregir el error”. Parte del principio, compartido, por cierto, por tantas otras sabidurías antiguas, de que somos 100% responsables de lo que ocurre en nuestras vidas. Esta afirmación, que para bastantes personas puede ser poco aceptable todavía, tiene sus argumentos dentro del paradigma cuántico y espiritual.

Las personas estamos formadas por la supraconsciencia, la consciencia y el subconsciente. El subconsciente es como el disco duro de la persona, contiene todas las memorias de nuestra existencia y genera nuestra realidad en función de esas memorias.

Si deseamos la felicidad, pero la vida nos trae desdichas, existe una memoria subconsciente que genera esa realidad en nuestras vidas. Nuestro subconsciente ocupa el 90% de lo que somos frente al 10% del consciente. La mayoría de personas vivimos pensando que somos seres conscientes, lo que llega a nuestra conciencia es el resultado de las memorias que residen en el subconsciente.

¿Habéis visto las fotografías de los cristales de agua de Masaru Emoto?. El agua que ha recibido pensamientos de odio muestra una imagen caótica, cuando recibe pensamientos de amor y gratitud genera unos cristales de gran belleza. Este hecho, que Masaru Emoto ha sabido plasmar y demostrar tan bien en sus fotografías, rige también la técnica del Ho’oponopono.

La técnica consiste en tomar conciencia del pensamiento o sentimiento que nos genera malestar y enviarle estos pensamientos a esta energía/pensamiento o emoción:

Perdóname

Lo siento

Te amo

Gracias

Igual que el agua, el pensamiento/emoción de dolor recibe la energía de estas cuatro frases, al decirlas es como si le estuviésemos diciendo algo así: te reconozco pues siento el malestar, perdóname, lo siento (porque de alguna manera formas parte de mi), te amo (la frecuencia del amor transmuta cualquier otra frecuencia) y gracias (porque esa energía ya ha sido limpiada.

Esto puede hacerse cuando la persona es capaz de integrar la idea de ser responsable al 100% de lo que ocurre en su vida, no tiene nada que ver con la culpa, ni hace falta entender porqué está ahí, simplemente como lo estás sintiendo forma parte de ti y lo limpias.

Es un regalo poder asumir que cada persona tiene la capacidad de transformar su propia vida y que ya no es culpa de la vida, o de un familiar, o que hemos de esperar a que algo o alguien solucione una situación. Tenemos el poder y la herramienta para cuidar, limpiar, nuestro mundo interno, cuanto más limpiamos más espacio hay para la luz, la inspiración, para nuestra propia prosperidad, para conectar con el ser que somos, para volver a casa.

Extraido de: http://blogs.eldiariomontanes.es/carminawenman/2011/07/21/ho-oponopono-metodo-sanacion/

* * *** **

Cada día aprendemos más, y, sin embargo, nos damos cuenta de que muchos ya usamos los mismos códigos, con distintos nombres: mantras que eviten la entrada de vibraciones negativas; mantras que pidan ayuda a nuestro Cosmos; mantras que den las Gracias por lo maravilloso de nuestra Existencia; mantras que envíen nuestro Amor al Universo entero… En definitiva, unos los llaman mantras, yo lo he llamado “frases propias” porque es mejor que sean propias. De lo que se trata es de que nuestra atención interior no se desvíe hacia cosas externas negativas, sino que sea nuestro interior el motor que guíe nuestro rumbo o nuestra vida aquí, da igual que sean frases, palabras u oraciones o mantras. Otros lo llaman Ooponopono, lo cierto es que la magia de la conexión entre las Densidades distintas se ponen en marcha como  un engranaje que son las que dan lugar a las coincidencias, a las sincronías, a los milagros pequeños o grandes… pero es cierto, funciona, porque no sólo no dejamos entrar las malas vibraciones y alejamos las que intentan invadirnos, sino que vamos a ir consiguiendo re-vitalizar y re-convertir las vibraciones negativas en positivas. En este transcurrir transmutamos algo que nos es dado a TOD@S y que a la vez hacemos que llegue a los demás.

Últimamente las sincronías son más que manifiestas en mi vida: he ido conociendo a amigos que son ahora míos pero que resulta que yo los he ido descubriendo individualmente sin contacto entre ellos, simplemente en la calle, en mis recorridos: coincidir con tres seres distintos, en tiempos distintos, y caer en esa rara “casualidad” de que entre ellos ya eran amigos y yo de ellos pero sin que ninguna de las partes lo supiese… sí, sincronía, sincronicidad ¿o simplemente movimiento de energías sincrónicas?

Tuve hace meses un animalito al que le puse el nombre de Ooponopono, porque su vida y superación fue un auténtico milagro. Pero Ooponopono decidió un día marcharse, de golpe en unas  horas, decidió que no quería vivir así y que le iba a ir mejor con otro cuerpo mejor preparado. Creo que eligió. Aún y así todavía lo recuerdo con mucho Amor, y sé que Ooponopono volverá pronto hasta mí si así lo quiere, y sé que lo reconoceré. Ya me ha pasado con otros animales.
Os dedico pues este post sobre el Ooponopono con todo mi cariño, porque llegar a estar en Armonía y Amor con el Cosmos es algo tan Real como que tú y tú, o yo, hemos hacido a esta dimensión y estamos ahora disfrutando de nuestro tiempo, llueva lo que llueva, y aunque la amalgama de la ganga esté ahora revolviéndose en el fondo del Caldero Alquímico. Un abrazo

Anuncios

Una respuesta a “Ho’oponopono

  1. Al decir con nuestro pensamiento o con palabras sónicas

    Perdóname, Lo siento, Te amo, Gracias

    estamos realizando un acto de Humildad frente a la Vida, aceptando lo que somos, sin mayores vuelos y devolviendo el Amor que la Humildad nos ofrece. Cuando aceptamos lo pequeños que somos como parte del Todo, devolvemos con gratitud nuestra Existencia y dejamos participar no sólo a todos los seres que nos rodean, sino que nuestro Interior más puro respira en esa Alegría convirtiendo ese fluir en la Armonía que nos hace no sólo sentir mejor sino palpar y rastrear interiormente el Todo. Esta sencilla puesta en marcha es muy humilde y en eso consiste su grandeza… con el tiempo iremos añadiendo más de nosotros mismos a la vez que se irán abriendo cauces y puertas insospechadas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s